OBRAS CRITICAS PUBLICACIONES
Indice de Obras



 

 

 

 



Angel de los deseos. Oleo sobre Lienzo. 30x24¨

 

 

 
 

Al ver la obra "Angel de los deseos" y preguntarme a mí mismo sobre el origen de los ángeles, recobré un escrito de Paul Eymann, basado en la Biblia que, sobre el origen de los ángeles, refiere:

Las Sagradas Escrituras hablan acerca de la creación de los ángeles, así que está claro que no han existido desde la eternidad (Nehemías 9:6; Salmos 148:2, 5). En Colosenses 1:16-17 se nos señala que todos los ángeles fueron creados: “Porque en El fueron creadas todas las cosas, las que hay en los cielos y las que hay en la tierra, visibles e invisibles; sean tronos, sean dominios, sean principados; sean potestades; todo fue creado por medio de El y para El. Y El es antes de todas las cosas, y todas las cosas en El subsisten.”

El tiempo exacto de su creación no está específicamente definido, pero lo mas probable es que hayan sido creados en el momento en que también fueron creados los cielos, como se narra en Génesis 1:1. Puede ser que Dios haya creado los ángeles inmediatamente después de haber creado los cielos y antes de crear la tierra, porque en Job 38:4-7 dice: "Se regocijaban todos los hijos de Dios…” cuando El estaba echando los cimientos de la tierra.

Fin de la cita.

Es de notar que obviamente, todo fue creado por Dios, y así mismo, los ángeles, y cuando Dios creo al hombre, dice que fue hecho a su imagen y semejanza, por lo que debemos deducir que, aunque con mucho menos creatividad y sin el poder supremo, también el hombre recibió de Dios el don de la creación, o más bien: "El don de la creatividad" Es así que Barón Arias, abusando tal vez de su talento creativo, legado de Dios, se atreve también a crear un ángel, aunque el lo hace de forma pictórica, plasmado en un lienzo, de acuerdo a su propia concepción de lo que para él es un ángel, pero no un ángel cualquiera, que nisiquiera sabemos cómo son, sino:

"El Angel de los deseos".

Lo primero que notamos en el Angel de los deseos, creado por el artista, es que representa la figura de una mujer, pero una mujer joven y, además, con un rostro que respira inocencia.

"Parece un ángel" es una frase reiterada, ante la presencia de una mujer hermosa, pero la hermosura de una mujer, revestida de la fragilidad de la inocencia, frecuentemente despierta los deseos de los morbosos, los cuales hacen fila llevando a cuesta sus mal sanas intenciones.

El Angel de los deseos, de Barón Arias, no es un ángel para cumplir tus deseos, sino que motiva el deseo de posesión, ya sea como la figura angelical de mujer sutil que representa, como en sí misma la obra de arte que Barón ha creado, cuya calidad cromática y expresiva grita: ¡Hazme tuya! y complace tus deseos.

La segunda posibilidad sería, que esta joven infanta representa con sus alas, como mariposa a punto de volar, pero meditativa a la vez, que está justo en el momento en que la mente infantil empieza a despertar a la madurez, y a los deseos de la carne que ya le dicen frente al espejo, al disfrutar la belleza de su desnudez, lo tentadora que se ve, con bellos ya crecidos en el pubis, diciéndole "ya eres mujer" y entonces se afeita, no para recobrar la niñez aún no perdida, sino para estar a la moda, pues según le han contado sus amigas, es más higiénico, para cuando tienes la menstruación, y luces mejor para tu primera cita sexual, cosa que al decirla me hace recordar una canción que escribí hace algún tiempo, y que habla de esas jóvenes (casi niñas), que empiezan a volar, antes de aprender tan siquiera a caminar.

La canción a la cual me refiero, se titula y dice lo siguiente:

"La mágia de la seducción"

Tú pensabas lo tenías todo, nada te faltaba.
Tú creíste poder volar como las mariposas.
Te faltó correr con los brazos abiertos y besar el aire
Te faltó jugar más con tus muñecas.

Te faltó creer que existían duendes que te protegían.
Te faltó soñar ser una princesa.
Te faltó pensar que eras una niña,
y sin ser mujer te diste a la vida...

Y ahora sientes que te falta algo
que perdiste el tiempo buscando un tesoro,
sin darte cuenta que a pesar de todo
tienes en el pecho un corazón de oro.

Tienes la magia de la seducción,
pero quisiera ser de nuevo niña,
y no dejar en un rincón
las alas rotas de tus fantasías.

Tienes la magia de la seducción
y yo quisiera que tú fueras mía,
pero prefiero dejarte volar,
sino con tus alas,
vuela con las mías.

Autor: Oscar Lei (Oscar Mendoza Camino)

Los que se interesan por estos temas, además de apreciar las obras de arte, aveces reciben gratas sorpresas.

A quienes le agradaron las letras de esta canción que, hasta que no se escucha con música, sólo son letras, tienen la oportunidad de apreciarla con música, y cantada por Cristian.

No Cristian Castro, sino: Cristian Encarnación, quien también es un magnifico cantante, y es dominicano.

Con simplemente dar un click AQUI. pueden escuchar esta excelente interpretación de Cristian Encarnación.

OMC (Analista de arte)

 

Si te gustó esta página, te agradeceré infinitamente que la des a conocer, y la pongas entre tus favoritas, dando un click AQUI.

 
 
 
 
 
 

 
 
 

 

© 2008 Todos los derechos reservados a Barón Arias. Diseñador y Webmaster: Oscar Mendoza Camino